Orígenes del Voleibol

         Desde los orígenes, el hombre siempre ha creado juegos con los que divertirse y realizar actividad física. En el mundo azteca llegó a ser muy conocido el “juego de la pelota” como juego ritual relacionado con la fertilidad.

         En relación con nuestro deporte, existen historiadores que hablan de la existencia de un juego similar al voleibol actual en la Roma del 200 a.C., y de un “juego de balón” en Edad Media, que pasaría a llamarse “Faustball” en Alemania, y en el que se permitiría que el balón rebotase dos veces en el suelo.

         Sin embargo, va a ser William George Morgan (1870-1942), quien pase a la historia como inventor del actual juego de voleibol, a quien llamó inicialmente “Mintonette”.

          William, estudió pregrado como entrenador en un colegio YMCA perteneciente a una Asociación de Jóvenes Cristianos en Holyoke (Massahussets); donde coincidió y colaboró con James Naismith, inventor del baloncesto en 1891. En 1895, una vez graduado, se convierte en director de educación física en la Young Men´s Chiststian Association (YMCA) de EEUU.

          Su liderazgo fue aceptado de forma entusiasta y sus clases incrementaron rápidamente el número de alumnos. Tras estos buenos inicios, llegó a la conclusión de que necesitaba un tipo de juego recreativo que permitiera hacer clases dinámicas. Necesitaba un juego menos pesado, violento e intenso que el baloncesto, de forma que pudiesen jugar alumnos de mayor edad y que requiriera menor preparación física. En aquella época no existían juegos de similares características al voleibol, por lo que Morgan debió tomar como base sus propios métodos de entrenamiento y experiencias en el gimnasio del YMCA.

          Tras esta declaración de intenciones, Morgan se puso en contacto con una firma dedicada a ello que le fabricaron un balón con cámara de caucho recubierta de cuero o lona de color claro, oscilando la circunferencia entre 63,5 – 68,6 cm y su peso entre 252 – 336 gr. Morgan comentó con sus compañeros Wood y Lynch sus ideas sobre el juego, solicitándoles que diseñaran los conceptos básicos y las primeras reglas. A principios de 1986 la YMCA de Sprinfield organizó una serie de conferencias y Morgan fue el encargado de mostrar su juego en el nuevo estadio del colegio, presentándolo mediante el juego de dos equipos de cinco jugadores cada uno.

         Morgan comentó que Mintonette podía jugarse por un número ilimitado de jugadores, siendo el objetivo mantener el movimiento del balón que volaba de un lado al otro de la red. Los presentes vieron “curioso” el movimiento del balón, por lo que el profesor Alfred T.  Halstead propuso el cambio de nombre a “Volley Ball” (balón en vuelo o voleado), siendo esto, aceptado por Morgan. En 1952, la Asociación Norteamericana de Voleiboll unificó la palabra para denominarlo de manera oficial “volleybol”.

          Un breve informe sobre el juego y las reglas fueron publicadas en la edición de Julio de 1896 de la revista “Educación Física”, incluyéndose las reglas en la 1ª edición del libro de la liga atlética de YMCA de Norteamérica en 1897.

          La expansión fue rápida y en 1907 el voleibol ya era uno de los deportes más populares en EEUU, debido entre otras cosas a que los directores de Educación Física de las Asociaciones Católicas de YMCA consiguieron introducirlo en todos sus centros de Norteamérica.

          Este deporte pasó fronteras en 1900 hacia Canadá, en 1908 llegó a Japón, en 1910 llegó a Filipinas, posteriormente China, Méjico, Europa y países africanos. Esta importante expansión fue también motivada por la decisión tomada en 1914 por el secretario de la Oficina de Guerra Americano, que consiguió que el deporte del voleibol se incluyera en el programa de educación y recreación de las fuerzas armadas americanas, algo que fue básico para la difusión mundial; siendo un ejemplo la llegada a Europa por las playas francesas de Normandía y Bretaña en 1915 gracias a los soldados americanos combatientes de la primera Guerra Mundial …

          En 1964 llegó a ser olímpico, y nos acompaña hasta nuestros días. Desde entonces, aun cambiándosele reglas – cada tanto – es cada vez más divertido.

4 comentarios en “Orígenes del Voleibol”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Call Now Button